Ensalada de achicoria, pomelo & arándanos

ensalada-de-achicoria

Buenos días,

Hoy os presento una ensalada de lo más sencillita. ¿Que qué tiene de especial? Pues su ingrediente  principal, la achicoria!

Supongo que para muchos de vosotros la  palabra achicoria os suena a sucedáneo del café, de la época de “amar en tiempos revueltos”. Y sí, no os equivocáis, la raíz de la achicoria se utiliza como infusión, pero hoy vamos a utilizarla como ensalada.

La achicoria es de la misma familia vegetal que la endivia y  al igual que ésta su gusto es ligeramente amargo. Pero si la mezcláis con cítricos o con fruta encontraréis un contraste espectacular, una explosión de sabor que os sorprenderá.

achicoria

La verdad es que en invierno no apetece mucho tomar ensaladas, pero ésta es especialmente idónea acompañada de un plato fuerte como un cocido o un asado porque os ayudará a digerir más fácilmente gracias a sus propiedades depurativas y hepáticas.

Un pequeño bemol; la achicoria es rica en oxalatos, por lo que se desaconseja su consumo de manera habitual a personas con cálculos biliares.

Ingredientes:

4 hojas de achicoria

1/2 pomelo

100 g de pepino

50 g de pimiento amarillo

50 g de col lombarda

20 g de arándanos deshidratados

1 pizca de semillas de amapola (opcional)

1 pizca de sésamo

Aliño: vinagreta

Indicaciones:

  • Cortar la achicoria, el pepino (dejar la piel si es orgánico), el pimiento, y la lombarda.
  • Mezclar todos los ingredientes bien y añadir el pomelo retirando con cuidado la piel, para que quede el gajo limpio.
  • Añadir los arándanos, el sésamo y las semillas de amapola.
  • Aliñar la ensalada con una salsa vinagreta casera (vinagre de manzana, aceita de oliva y limón)

Misbamia